El trabajo de los mayores en el mundo.

foto

     Una revolución demográfica está ocurriendo en todo el mundo. Actualmente hay alrededor de 600 millones de personas de 60 años y más; esta cifra se duplicará hacia el año 2025 y llegará a casi dos mil millones hacia el año 2050 – la mayoría de ellos en países en vías de desarrollo (ver gráfico).grafico 1

    En nuestro mundo que envejece rápidamente, las personas mayores desempeñarán un papel cada vez más importante – a través del trabajo voluntario, transmitiendo su experiencia y conocimientos, cuidando a sus familias y con una creciente participación en la fuerza laboral remunerada. En Asia, África y América Latina la supervivencia de los ancianos depende del empleo. Actualmente, una mayoría de los 400 millones de mayores de Asia y África -campesinos, jornaleros, conductores de rickshaw– trabajan hasta que mueren. En los países ricos, los problemas ya han aparecido. Los sistemas de seguridad social no pueden sostener al número creciente de beneficiarios apoyados por una proporción cada vez menor de contribuyentes. Entre 2000 y 2050, la proporción de ancianos respecto a la población activa aumentará a más del doble. En occidente, una manera de abordar la proporción de ancianos dependientes es la reinserción de los “más jóvenes” (grupo de 55 a 70 años) en la economía. En cualquier caso, a raíz de la rapidez del cambio tecnológico muchas competencias se han vuelto obsoletas y se han devaluado los conocimientos de la generación mayor.

 

grafico 2.jpg

Adultos mayores. Quién los reemplazará ante la falta de talentos

Está comprobado que en los próximos años no habrá en el mundo suficientes talentos para reemplazar a quienes están por retirarse de la vida laboral. Muchas empresas afrontan una amenaza a su capacidad para competir relacionada con la fuga de habilidades y conocimientos que se produce cada vez que un trabajador mayor con experiencia se jubila. Responde a dos causas: falta de planeación por parte de la empresa y falta de talentos disponibles para reemplazar a los numerosos babyboomers (personas nacidas en el auge demográfico de la posguerra, 1946-1950) que están llegando al ocaso de sus carreras. Según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), entre 2025 y 2030, saldrán 12 millones de personas por año de la fuerza laboral mundial. Los países con poblaciones más envejecidas, como Japón, Italia y Alemania afrontan la mayor amenaza. En los próximos 25 años se jubilará un millón de japoneses. Junto a la escasez de talentos, el éxodo por jubilación podría provocar un efecto paralizador en muchas economías nacionales, al quedar una cantidad insuficiente de trabajadores activos para sostener a los jubilados. El escenario es similar en todo el mundo: las poblaciones envejecen rápidamente y descienden las tasas de natalidad, ¿de dónde saldrán los trabajadores en el futuro?

Fuentes:

http://istmo.mx/2011/07/adultos-mayores-quien-los-reemplazara-ante-la-falta-de-talentos/

http://www.who.int/ageing/events/idop_rationale/es/index.html

Anuncios

10 pensamientos en “El trabajo de los mayores en el mundo.

  1. El creciente peso de la población anciana es uno de los cambios más significativos, que se ha dado sobretodo en los países desarrollados. Las causas de este fenómeno pueden ser un descenso de la fecundidad y un aumento del nivel de vida.
    Esto puede provocar que cada vez haya menos población que contribuya y por lo tanto que haya cada vez menos prestaciones de la seguridad social. También provoca que cada vez los gastos sanitarias sean mayores y será necesario un cambio en el sistema sanitario respecto al carácter de las atenciones y cuidados demandados.
    Otra consecuencia es en lo referente a la discapacidad, ya que las personas conforme van envejeciendo, se van haciendo más dependientes de terceras personas, con los problemas que esto conlleva.
    Por último, los ancianos también pueden sufrir el fenómeno de la exclusión social, ya que al estar fuera del mundo labora, se encuentran como excluidos de la sociedad.

  2. La población mundial envejece a un ritmo creciente, esto provoca un mayor peso en nuestra sociedad, gracias al aumento de la esperanza de vida, como ha comentado mi compañero. Este aumento se debe: al fuerte descenso de mortalidad en todas las regiones del mundo, las mejoras sanitarias y de higiene, mejor producción alimentaria y progresos en su distribución y una implantación de políticas de desarrollo más eficaces. Otra causa es el descenso de la fecundidad causado por: la incorporación de la mujer al trabajo, el cambio de mentalidad en cuanto a la reproducción provocado por los nuevos valores de la sociedad, etc.

    Esta situación ha provocado un porcentaje alto población anciana y un porcentaje bajo población joven, esto conlleva a que la población joven mediante su contribución no pueda mantener el sistema de pensiones de los mayores. A consecuencia de este sistema inestable, ha provocado medidas por partes de los gobiernos, los cuales ha ido desarrollando políticas que permiten atrasar la edad de jubilación para que el sistema sea viable. Otra causa de las personas mayores permanezcan en actividad se debe al desempleo de los jóvenes, la cual está relacionada con lo anteriormente dicho.

    Por otro lado, las personas mayores trabajan para ayudar a sus familias, cuidando nietos u otra labor, siendo actividades que no son remuneradas ni reconocidas. Gracias a este esfuerzo que realizan, permiten que sus hijos de incorporen al mercado, consiguiendo un aumento de la fuerza de trabajo.

    Por último, destacar que grupo de población continúa concentrada en la actividad independiente, en trabajos relacionado con el comercio y los servicios de baja productividad.

  3. Gracias al estilo de vida, a los avances médicos y científicos, cada vez es mayor la esperanza de vida de las personas. Algo positivo, pero que a la vez está generando un grave problema el envejecimiento de la población a nivel mundial, al no poder equipararlo en la balanza con la tasa de natalidad, ya que ésta ha disminuido notablemente, con la incorporación de la mujer al mundo laboral.
    Un envejecimiento, que está acarreando graves problemas incluso en los países más ricos, ya que se está viviendo una situación económica bastante crítica, debido al descenso de la actividad laboral en los jóvenes, los cuales no podrán sostener la jubilación masiva que se está produciendo, al igual que numerosas empresas se están viendo limitadas a la hora de encontrar talentos.
    Con frecuencia nos olvidamos de los derechos de las personas mayores, y no le damos mucha importancia; esto no debería de ocurrir, ya que gracias a ellos somos quienes somos y estamos donde estamos; cierto es que con el paso de los años se pierden facultades y se limitan muchas experiencias, conocimientos… pero las personas de la tercera edad tienen derecho a vivir con dignidad, tranquilos, felices… no olvidemos que algún día nosotros pasaremos a formar parte de ese colectivo.

  4. Me arece muy interesante este post, porque sólo nos centramos en el trabajo de los jóvenes pero, y qué pasa con nuestros mayores. Efectivamente creo que es un gran problema que cada vez haya más y más población envejecida en el mundo y cada vez más gente joven parada que no cotizan y no se pueden aprovechar sus cotizaciones para las prestaciones de este tipo de beneficiarios. Existen muchas personas mayores que viven de las prestaciones de jubilación que les ofrece el Estado, y tenemos que estas prestaciones cada vez irán reduciéndose más y que la calidad de vida de los mismos también. Creo que en estos casos no debemos buscar culpables de esta situación, ya que son coincidencias de que aumente la población envejecida a causa del baby-boom y que encima en estos momentos estemos en la situación de crisis tan crítica que nos encontramos.
    Con respecto a que existe una imposibilidad de reemplazar talentos no estoy de acuerdo, puesto que estas personas que se jubilan pueden transmitir sus conocimientos a las nuevas generaciones y éstas aprovecharlos y combinarlos con los conocimientos más innovadores que ahora poseen y con todo ello crear talentos aún mayores.

  5. En mi opinión pienso que el desempleo de las personas mayores es un tema muy importante de la actualidad, y lo será aún más en el futuro. Como bien dice el post, dentro de poco más de 10 años los 600 millones de personas mayores de 60 años se van a duplicar, y esto traerá unas consecuencias terribles como la situación no haya cambiado bastante. Si los jóvenes tienen dificultades para trabajar, si los mayores también, y si cada vez hay más población mayor, no habrán personas activas suficientes para mantener el sistema.
    Este creciente incremento de la población de las personas mayores se debe en gran parte a los grandes avances en la medicina y a las mejoras en la calidad de vida que han aumentado la esperanza de vida hasta más de los 80 años. Y a esto hay que sumarle el gran descenso de las tasas de natalidad.
    En relación a la perdida de talento, creo que los mayores pueden trasmitir sus conocimientos perfectamente a los más jóvenes, antes de abandonar la actividad laboral. También se pueden realizar contratos eventuales, para que los mayores vayan abandonando el mundo laboral poco a poco, y no sea un cambio tan brusco, y además estarían dando trabajo a los jóvenes.

  6. Según este post, y por lo que he podido leer en el mundo viven aproximadamente 750 millones de personas de más de 60 años y eso, es sin duda un motivo de celebración. Pero ello, no quita el hecho de que cerca de dos tercios de estos hombres y mujeres mayores viven en países pobres, y ese es un problema bastante complicado, porque la mayoría de las veces nunca se jubilan, sino que siguen realizando trabajos inseguros y mal pagados hasta que están demasiado enfermos o débiles para continuar y como bien afirma la HelpAge International, cien millones de personas mayores “viven” con menos de 1$ al día, si a esto lo podemos calificar como vivir claro…
    Como bien se apunta en el post, en países como África, América latina y Asia, los mayores trabajan hasta que se mueren, y no es justo, porque suficiente han luchado y trabajado durante su vida como para trabajar hasta sus últimos días.
    Nosotros aquí, en los países occidentales vemos normal el cuidado de los nietos, lo consideramos una tarea cotidiana que no implica una obligación ni, en su mayoría, compromete a los abuelos a hacerse cargo de todos los gastos. A diferencia de nosotros, sólo en el sur del continente africano más de la mitad de los niños huérfanos viven con sus abuelos, que costean su educación cuando pueden y el único medio para conseguir dinero es el trabajo, aquí podemos apreciar el “maravilloso” país en el que vivimos, y digo maravillo porque tenemos unas condiciones de vida fabulosas, aunque con la dura situación que estamos pasando, nuestro estado de bienestar se ha mermado en gran medida.

    Respecto a quien nos sucederá en el futuro, aunque hay estudios que dan una visión algo pesimista sobre quién nos sucederá, considero que aunque la mentalidad ha cambiado con respecto a años anteriores sobre la concepción del trabajo, “vivir para trabajar y trabajar para y vivir” personalmente creo que aunque ahora nos encontramos en la segunda tesitura y es la que debe ser, habrá talentos que nos ayuden a sacar la situación adelante, cuando nuestros abuelos y abuelas ya no estén, si nos ponemos todos y todas en marcha, haremos un buen trabajo, siempre y cuando estemos atentos y aprendamos de la experiencia que ellos nos han dejan con el paso del tiempo.

  7. Gran numero de personas mayores sufren graves situaciones de pobreza y exclusión social, además son un colectivo invisible para los gobiernos e instituciones internacionales. De hecho los programas para reducir la pobreza no incluyen a las personas mayores.
    Debido a esta situación de pobreza los mayores deben continuar trabajando. Además el desempleo de los jóvenes obliga a estos mayores a trabajar para ayudar a la familia, incluso con el cuidado de los nietos ya que así posibilitan que sus hijos salgan a trabajar y por lo tanto contribuye a la reproducción de la fuerza de trabajo.
    La mayoría de los mayores que trabajan lo hacen en trabajo independiente, y muy pocos como asalariados.

  8. El tema de los mayores en el mundo es delicado porque, la gente vive más pero por contra tienen menos hijos, lo que se traduce en el envejecimiento de la población. Personalmente creo que si la vida cambia de tal manera que las personas viven 10 años más, la edad de jubilación tiene que ampliarse, pero siempre con matices. A una persona que tenga un trabajo físico no se le ha de pedir que esté con 70 años subido en un tejado pero esa persona con 65 que aún esta llena de vida si podría tener una jornada menor y actuar en los últimos años de su vida laboral como un mentor de jóvenes que los sustituyan a la postre. De esta manera las personas mayores se jubilarían más tarde y ganarían todos: el Estado en recaudación, el mayor en realización personal y el menor en aprendizaje.

  9. Es cierto que el envejecimiento de la población supone un aumento del gasto público, de la dependencia, del gasto en pensiones… Pero ¿Por qué no dejamos de ver a los mayores como una carga social y trabajamos para que sean una oportunidad?
    El aumento de la esperanza de vida es todo un logro que se ha conseguido, pone de manifiesto que podemos vivir más y mejor y eso es maravilloso. Hay muchísimas personas que con 65 años se encuentran en perfectas condiciones para seguir trabajando, por ello pienso que no es tan descabellado aumentar la vida laboral, eso sí, siempre que sea razonable. Es más para muchos retirarse del trabajo les hace sentir improductivos y desvalorados.
    Hay que seguir aprovechando el potencial de las personas mayores, claro está que esto supone un reto para la sociedad, por ello es importante trabajar desde distintos ámbitos, llevando a cabo políticas de empleo necesarias, fomentando estilos de vida que supongan mejoras en la salud o concienciando a la población de la importancia de nuestros mayores.
    Lo primordial es que ellos sigan siendo importantes y necesarios en nuestra sociedad ya que como se dice “no hay peor vejez que la del espíritu”

  10. El presente post me recuerda a uno de los sucesos que ha a ocurrido hace poco, conocido como el movimiento de los “yayoflautas”. Estos son un colectivo de avanzada edad que protestan por los recortes actuales en los diferentes ámbitos en los que se están produciendo.
    Puede que sea cierto que gran parte de este segmento de la población aún esté en condiciones perfectas de seguir realizando sus laborales de trabajo y con ello poder continuar en el mercado laboral.
    Pero ¿no propiciaría esto, a un aumento de la tasa de desempleo juvenil? Si los mayores siguieran en sus puestos de trabajo, los nuevos profesionales no encontrarían su hueco en el mercado profesional. Por lo que a mi parecer este es un tema a analizar en profundidad en el que habría que poner en una balanza lo positivo y lo negativo que este tipo de medidas traería para la sociedad mundial.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s