LA SITUACIÓN DE DESEMPLEO JUVENIL EN EUROPA

Siempre se ha dicho y se ha defendido que es la juventud la que posee o la que tiene en su mano las posibilidades y los instrumentos para conseguir un cambio social, es la juventud la capaz de conseguir el cambio que necesitamos. Es por esto por lo que presentamos este post, que tratará cómo es la situación de los jóvenes en Europa y cómo se ocupan, cómo se emplean dichos jóvenes. Y es que se quiera o no, el futuro más inmediato y a un medio plazo vendrá marcado por la forma de actuar de este colectivo, que será el encargado de revertir la situación en la que no encontramos, estableciendo las influencias que éstos crean convenientes.

En el siguiente gráfico podemos observar claramente como se reparte la tasa de desempleo por toda Europa:

grafico jovenes

http://epp.eurostat.ec.europa.eu/portal/page/portal/eurostat/home/

Como podemos observar, la tasa de desempleo juvenil se va disparando conforme nos alejamos del centro del Continente. Vemos cómo en Alemania, Holanda y Austria, la tasa de desempleo juvenil no supero el 10%, mientras que si nos vamos al otro extremo continental, donde se encuentran España por el oeste y Grecia por el este, observamos cómo se supera la escalofriante cifra del 40% de desempleo juvenil. En el resto de países europeos observamos datos intermedios, como pueden ser los casos de Francia, Reino Unido, Polonia o Suecia entre otros, en los que la tasa de desempleo juvenil se encuentra entre el 20% y el 30%.

Aunque no queramos, el gráfico muestra una transparente realidad, en la que los jóvenes europeos protagonizan altas tasas de desempleo, estando desocupados, buscando y esperando aquel empleo por el que se formaron y el cual no aparece. Esta situación se traduce en inestabilidad tanto presente como futura, ya que el problema se agranda, se magnifica, ya no sólo preocupa el presente, el encontrar un empleo, sino que se hace más preocupante el qué pasará, que ocurrirá si la situación se sigue alargando sin encontrarse soluciones.

Y esto no para aquí. Las cifras de desempleo juvenil siguen creciendo día a día, nunca deja de crecer y cada vez se van superando más records de tasas de desempleo, tanto en la zona euro como en el total de la Unión Europea.

Para frenar esto surgen posibilidades en forma de iniciativas. Estas iniciativas son lanzadas por la llamada “Europa 2020”. Ésta se configura como una estrategia de crecimiento de la Unión Europea. De ella se desprenden una serie de objetivos que se han de cumplir para el año 2.020 en materias diversas como son el empleo (materia que tratamos en el post), la innovación, la educación, la inclusión social y el clima y la energía.

De esta estrategia Europa 2020 se desprende una iniciativa ligada al desempleo juvenil, con el propósito de reducir las tasas de desempleo y conseguir la inserción laboral de dicho colectivo. Es la iniciativa llamada “Juventud en Movimiento”, basada en conseguir aumentar las oportunidades de encontrar un trabajo de los jóvenes a través de la ayuda a studiantes y becarios a conseguir cierta experiencia (tan codiciada por las empresas hoy en día) en otros países, mejorando en cierto modo la calidad y la forma de entender la educación y la formación en el continente europeo. Para ello se hace necesaria la participación activa de los países miembros ya que la mejora de la educación no sería posible sin la existencia de una responsabilidad nacional, es decir, los gobiernos de los países participantes han de invertir en educación y en formación de forma más eficiente, consiguiendo una mejor adaptación de la educación al mercado laboral, a las exigencias del mercado de hoy en día.

Nos gustaría concluir este post con una pequeña reflexión y pregunta a debatir. Y es que de todo lo estudiado, sacamos en claro que para conseguir salir adelante, para poner fin a la situación de desempleo juvenil, lo principal y esencial es invertir en educación y formación. Por lo cual, si nuestro gobierno no para de realizar los famosos “recortes” en educación, ¿cómo vamos a poder poner fin, si nos quitan los medios para ello?

Anuncios

11 pensamientos en “LA SITUACIÓN DE DESEMPLEO JUVENIL EN EUROPA

  1. Respecto a la pregunta contestaría que, aunque hacen recortes en educación, sigue habiendo medios como la educación pública y las becas para tener una mejor formación y más posibilidades de tener un puesto de trabajo.
    Echo en falta un toque de optimismo en el empleo de los jóvenes. Como consecuencia de la actual situación los jóvenes tienen menos oportunidades para crecer en el mercado de trabajo y seguir su formación, pero la situación tiene que cambiar.
    Por ejemplo, hay colectivos como los parados de larga duración mayores de 45 años que no tienen características muy beneficiosas que si tienen los jóvenes. Los jóvenes tienen muchísimos años por delante para trabajar, pueden seguir formándose sin problema mientras encuentran un trabajo y tienen una formación muy actual y rica en el manejo de TIC’s.

  2. Si, los jóvenes somos la principal fuente de trabajo e ingreso de los mayores, por ello me parece adecuada la pregunta con que ha cerrado el post, no creo que con los recortes que se están haciendo en educación se pueda seguir estudiando, por lo tanto formando a los jóvenes para conseguir una educación, un estatus social y un futuro trabajo. Puede ser que haya muchos años por delante para trabajar, pero, entonces ahora planteo yo las siguientes cuestiones, ¿cuántos años más tendremos que trabajar para conseguir nuestra pensión de jubilación?, ¿a que edad nos jubilariamos? (que como siga la cosa así, creo que a los 80), y si no trabajamos nosotros porque tenemos muchos años por delante, y los que debemos mantener las pensiones de los mayores, ¿quién lo hace?.
    Son cuestiones preocupantes, ya que el paro juvenil sigue en aumento y no tiene pinta de que vaya a descender, pero lo más importante es que tampoco podremos seguir estudiando, si se sigue aumentando las tasas universitarias, entonces, ¿donde nos colocamos los jóvenes?
    Creo que sigue y será un tema del que dará mucho que hablar.

  3. Estoy de acuerdo con mi compañera en que hay otros colectivos diferentes a los jóvenes que quizás cuentan con más dificultades a la hora de integrarse nuevamente en el mercado laboral ya que cuentan con otro tipo de responsabilidades que le dificultan en mayor medida el seguir formándose o trasladarse para encontrar en empleo. Aún así sí pienso que es importante fomentar el empleo juvenil de igual manera así como facilitar la formación para poder abrir el abanico de posibilidades a la búsqueda de empleo.
    Con respecto a las acciones encaminadas a disminuir las tasas de desempleo juvenil me ha parecido interesante la propuesta por parte del Parlamento Europeo de la puesta en marcha en el mes de febrero de una serie de medidas que permitan un mejor acceso a los jóvenes al empleo. Estos programas consistirían en garantizar a los jóvenes de entre 25 y 30 años el acceso a un puesto de trabajo, a prácticas o a formación en un plazo de 4 meses desde que finalizara sus estudios o estuviese en el paro. Esta acción me parece una buena opción para mejorar la situación en la que se encuentran los jóvenes europeos y para conseguir que no siga existiendo una “fuga de talento”. Además ayudaría a que un mayor número de personas no abandonen la formación y los estudios al tener más garantías de empleo cuanto los finalicen. Además estas medidas podrían contribuir a la disminución d elos niveles de pobreza y exclusión social.
    http://www.europarl.europa.eu/news/es/pressroom/content/20130114IPR05312/html/La-Euroc%C3%A1mara-exige-medidas-urgentes-para-poner-freno-al-desempleo-juvenil

  4. Es difícil de responder a la pregunta que se plantea porque como se comenta los jóvenes van a tener que luchar mucho por tener un futuro más o menos acorde a nuestras necesidades. La mayoría de los jóvenes ya no aspiran a conseguir puestos de mucha responsabilidad, nos conformamos con, al menos, conseguir un puesto de trabajo. Aunque el problema principal sea, en general, la crisis económica-financiera, en concreto, para los jóvenes nuestra mayor inquietud es la educación ya que es la base a partir de la cual podemos ascender y luchar por nuestros derechos. Una de las salidas a las que los jóvenes han acudido mucho es a irse fuera del país en busca de lo que quieren conseguir que, en mi opinión, me parece adecuado siempre y cuando sigan dispuesto a luchar por lo que en España se queda tan mal porque como bien se dice, los jóvenes somos los más interesados en cualquier mejora laboral para nuestro futuro . Por tanto, medios siempre tendremos para luchar, el problema está en que se agotan las ganas de salir a la calle para defender nuestros servicios públicos cuando comprobamos que sirven para poco pero, creo que nadie nos puede quitar uno de los poquitos derechos que tenemos; a expresarnos libremente. La crisis del empleo juvenil representa un reto mundial, aunque sus características sociales y económicas varían considerablemente, tanto en cuanto a su dimensión como a su naturaleza, entre los distintos países y regiones y dentro de cada uno de ellos.

  5. Con respecto a la pregunta formulada por mi compañero, es cierto que la situación lo hace todo más complicado y que ya nos ponemos en lo peor y no podemos ser optimistas porque lo estamos viendo día a día en las noticias. Sí es cierto que hay una enseñanza pública y becas, pero quizás estas becas no sean suficientes, porque de hecho hay muchas personas que por su nivel económico familiar no se pueden permitir finalizar unos estudios superiores. Se supone que el gobierno tiene que incentivar y dar ayudas para la formación para así crear empleo, y es cierto que esto no se cumple en algunos de los países europeos como se marco en Europa 2020, sino que algunos como España están haciendo todo lo contrario, recortar en formación antes que en otra cosa.
    Por desgracia, tenemos una característica que no juega a nuestro favor, y es que la mayoría de las empresas te piden experiencia en el sector, y la mayoría de los jóvenes de ahora, sólo tenemos como experiencia las prácticas de la carrera o módulo, y para las empresas esto no es suficiente.
    Como también ha comentado una compañera, ya ni nos preocupamos por encontrar un puesto de trabajo referido a lo que hayamos estudiado, ni con un buen sueldo, simplemente nuestro objetivo principal está en buscar un empleo de lo que sea, ya que no gozamos de muchas ofertas de empleo y sí de muchos demandantes.
    Somos una generación parada en seco, El futuro está en manos de esta generación, y nos tenemos que poner enfrente de un mundo que hay que reconstruir, y estamos desanimados.

  6. Los jóvenes, somos unos de los colectivos a los que más nos está afectando la crisis en cuestión de desempleo. Y lo peor es que es en todos los niveles de educación. Siempre se ha dicho que los universitarios son la élite del país, los que mueven y son capaces de cambiar cualquier situación. Aunque viendo el gráfico que habéis adjuntado podemos pensar todo lo contrario, con la alta tasa de desempleo que experimentamos. Aunque esto afecte a toda Europa, España sufre una situación particular. La gente que termina de estudiar, no tiene ninguna experiencia laboral por lo que le es mucho más difícil su inserción en el mercado. Además de las medidas que está tomando el Gobierno de España como aumentar la edad de jubilación de 65 a 67 años, esto retrasa aún más el comienzo de la vida laboral de los jóvenes.

  7. El desempleo de los jóvenes es una de las consecuencias fundamentales que ha provocado esta crisis, son uno de los sectores más perjudicados. Personas que finalizan sus estudios y que no encuentran ni su primer empleo. Estoy de acuerdo con las compañeras que dicen que hay colectivos que lo tienen más complicado en su integración en el mercado laboral, como los mayores de 45 años. Pero estas personas ya han trabajado y posiblemente ya han cotizado sus días, por lo tanto a la hora de la jubilación no podrían tener muchos problemas, al contrario que los jóvenes. Con respecto a éstos, en la situación actual aparte de salir de sus estudios preparados, no encuentran empleo, y los que encuentran están sumergidos en contratos temporales, lo que no les permite una estabilidad en sus ingresos.
    Por lo tanto la iniciativa propuesta por la estrategia de 2020, llamada “Juventud en movimiento”, la cual se basa en conseguir aumentar las oportunidades de encontrar trabajo por los jóvenes a través de la ayuda a estudiantes y becarios a conseguir cierta experiencia en otros países, me parece bastante acertada, pero claro, siempre y cuando estas palabras se conviertan en hechos, no sólo en objetivos a alcanzar y que nunca llegan a hacerse realidad. Se supone que los jóvenes somos el futuro y en vez de realizar tantos recortes en educación como están haciendo, se deberían destinar más fondos para ayudar a éstos en su incorporación en el mercado de trabajo y en su formación.

  8. Los jóvenes son el grupo más desfavorecido en el mercado de trabajo cuyo desempleo ha afectado no solo a los jóvenes sin cualificación sino también a los cualificados.
    España se encuentra a la cabeza de la Unión Europea en desempleo juvenil junto con Grecia un dato muy preocupante para la sociedad española sobre los datos aportados en este mapa Europeo. Además de estar en cabeza en materia de paro de la unión europea también, pero claro que todo esto también es influido por el elevadísimo desempleo de los jóvenes.
    Como respuesta a la pregunta que se vierte en este blog estoy totalmente de acuerdo con m compañera Ana ya que bien es cierto que los jóvenes podemos seguir formándonos pero los que lo tiene verdaderamente complicado es ese colectivo de parados de larga duración mayores de 45 años.

  9. Los jóvenes tenemos una cruda realidad para encontrar empleo y si lo hacemos en la mayoría de los casos será temporal y tenemos asumido que la mayoría de los primeros despedidos serán en estos puestos. La posibilidad de crear una empresa depende en gran medida de los que tenemos alrededor y no contamos con ayudas realmente efectivas.
    El problema no es solo individual sino que las consecuencias que el desempleo juvenil trae a la sociedad son numerosas: la inversión realizada en educación queda inutilizada o regalada a otros países, las organizaciones pierden capacidad competitiva debido a la imposibilidad de los jóvenes de asumir un puesto de responsabilidad en las empresas, la ciencia y la investigación también se ve perjudicada ya que la formación continua y renovada es esencial en estos ámbitos y por último el estado de bienestar aún se hace más insostenible ya que los jóvenes no podemos generar productividad.
    Por otro lado los sindicatos tampoco nos representan y la medida para hacer presión se nos hace más difícil aún. Ante esta situación y la importancia que tenemos los jóvenes en la sociedad es incuestionable que debemos de luchar por un cambio donde se nos permita un hueco en la actividad laboral.

  10. Muy de acuerdo en el comentario de una de mis compañeras. Puede que no se nos este poniendo todo lo fácil que se nos podría poner con respecto a la educación. Pero somos jóvenes, tenemos iniciativa, y si no tenemos muchas oportunidades para formarnos, algo siempre quedará posible. En otro de los post sobre Europa se nos muestra toda una gama de becas para la formación y cualificación, la mayoría destinada a los jóvenes. Puede que no todo el monte sea orégano, pero siempre hay que tener optimismo para afrontar las barreras que se nos van poniendo por el camino. Inmóvil claro está que no se soluciona nada, por lo que aprovechemos hasta la más mínima de las oportunidades que se nos muestre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s